Bienvenida a tu interior

Bienvenida. Gracias por no irte, por quedarte en ti misma, en el lugar donde comienza el viaje. Siempre supe que te quedarías para hacer el viaje más apasionante; seguramente buscando algo, quizás respuestas para infinidad de preguntas.

Te invito a que te pongas cómoda, que te relajes y mires al espejo. Eres tú la guía y el camino; el principio y el fin.

Gracias por dar el paso. Gracias por ser valiente. No te voy a aburrir con discursos o largas explicaciones, será todo como tiene que ser: sencillo y directo, directo a tu interior.

 

Deja un comentario